100 DÍAS con el iPhone 13 Pro | 3 PROS y 3 CONTRAS

Llevo más de 100 días con el iPhone 13 Pro de Apple, y ahora te puedo contar muchas cosas sobre él, las tres que más me han gustado, y también las tres que menos me han gustado. La verdad es que es un gran dispositivo, su precio así lo demuestra, pero como siempre a todo hay que acostumbrarse, y la verdad es que en algunas situaciones cuesta más que en otras. Yo llevo años usando el iPad como tableta, y llevo 10 años siendo usuario de Android, así que vamos a ver qué tal este paso por iOS durante 100 días.

Factores positivos

  • Face ID: es una de las grandes ventajas que tiene el iPhone frente a otros sistemas de desbloqueo facial de sus rivales, funciona muy rápido, es muy seguro y en situaciones difíciles de luz. La verdad es que como sistema de seguridad es increíble, y poder pagar con tu «huella» facial es una maravilla.

  • Apple A15 Bionic: hasta que lleguen los Snapdragon 8 Gen 1, este Apple A15 Bionic es el más potente del mercado, y la verdad es que se nota. Funciona de maravilla, y es una delicia para pedirle de todo al dispositivo. Además, hay un factor a tener en cuenta, es un procesador muy eficiente, permitiendo un consumo energético muy bajo, que acompañado a un sistema que consume pocos recursos en reposo, hace de este iPhone 13 Pro un auténtico «mechero».

  • Creación de contenido: esta es una de las claves de todos los dispositivos de Apple, y el iPhone 13 Pro no iba a ser menos. Tenemos un dispositivo con un sistema de cámaras muy potente, además de un gran trabajo en vídeo y una coordinación total con las apps de redes sociales. Si te dedicas a crear contenido en TikTok, Instagram o la plataforma que sea, es un obligatorio.

Factores negativos

  • Face ID: es curioso que un factor positivo sea también negativo, pero no es Face ID como tal, y ya sé que ahora se puede desbloquear con la mascarilla –aunque funciona regular–, sino que tener solo Face ID y depender por completo de eso, me parece un poco arriesgado. En un teléfono del precio de este iPhone 13 Pro se podía añadir un lector de huellas sin problema.

  • Notificaciones: muchos me han dicho que es cosa de acostumbrarse, pero yo sigo diciendo que es imposible, no es cosa de costumbre, es cosa de que lleguen. La app de Mail no envía una notificación aunque esté todo activado, no se agrupan bien, los modos de concentración no hacen más que volvernos locos. Muchas cosas, algunas poco claras y sin una configuración sencilla. La gestión de las notificaciones es el punto a mejorar, queráis o no.

  • Ergonomía: la verdad es que el iPhone 13 como elemento de diseño es una maravilla, es una pieza que casi podría ir a un museo, esos cantos rectos, esa trasera mate, el uso del acero inoxidable, pero no es cómodo. Y si no es cómodo se dice, es un ejemplo claro de ser bonito antes que funcional y yo soy de los que piensa que la forma sigue a la función y nunca al revés.

Gracias a Grover por patrocinar este artículo | Consigue tu iPhone 13 en alquiler con un mes gratis

Imagen por defecto
Ruben Ulloa

Fundador de Arquitectura de Galicia y The Groyne, editor especializado en tecnología y análisis de producto. Colaborador en Xombit y Andro4all realizando análisis de producto. Dime de qué quieres saber y te haré un blog o un vídeo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.