La nueva versión de Google Glass ya empieza a tomar forma

Dentro de un par de días se hará exactamente un mes desde que les comentábamos acerca de los planes que tenía Google de lanzar una nueva versión de las Google Glass. Estos planes, pasaban por la contratación de un ingeniero de producción con una serie de capacidades y habilidades especiales, las cuales, hacían referencia a la puesta en marcha de la fabricación masiva de estos wearables.

De igual forma, se conocía que Google se estaría asociando con Luxottica, un reconocido grupo de empresas enfocadas en la fabricación y comercialización de gafas, para darle un nuevo estilo a sus más que famosas Google Glass.

Todo esto en conjunto con algunas declaraciones, nos hacían entender que una nueva versión de las Google Glass estaría en camino, aunque de acuerdo con las últimas informaciones, este nuevo modelo sería diferente a lo que podríamos imaginar.Google_Glass_01

Las Google Glass vuelven a la vida

De acuerdo a lo publicado en 9to5google, la nueva versión de las Google Glass no estarían destinada al uso comercial, es decir, no estarían disponible para el público general o todo aquel que quisiera tener este wearable.

Google, al menos por el momento, parece haberle cambiado el rumbo a la estrategia que tiene para este dispositivo, y esta nueva versión estaría más enfocada hacia el uso laboral. De seguir estos planes, el nuevo modelo de Google Glass sería comercializado con todas aquellas empresas que busquen, y estén dispuestas, a dotar a sus empleados con este tipo de tecnologías. Algo que podría cambiar drásticamente la rutina de trabajo diaria.

Está claro que al principio, y aunque el empleado no pueda revisar su timeline de Twitter, las Google Glass van a ser una distracción durante toda la jornada de trabajo, pero luego superado este período de adaptación, es posible que los empleados le empiecen a encontrar utilidad a este wearable.

Una utilidad que tendrá mucho que ver con la información que utilicen para hacer su trabajo. Por ejemplo, ahora mismo se me ocurre que pueden ser utilizadas por los corredores de bolsa para obtener información sobre el comportamiento de las acciones, o por los trabajadores de almacenes, quienes podrían tener acceso a la ubicación, características, tipo de tratamiento y demás datos de los productos que manejen.

Por otro lado, se comenta que la nueva versión de las Google Glass vendería también con mejoras a nivel de hardware. En este sentido, tendría una batería de mayor capacidad con posibilidad de ser conectadas a una batería externa, una pantalla de mayor tamaño y potenciadas por un procesador fabricado por Intel.

Las noticias no dejan de salir en torno al wearable más famoso de Google, y como ya sabemos «cuando el río suena es porque piedras trae». Todo parece indicar que la nueva versión de las Google Glass va en serio, una versión que aunque no vaya a estar disponible para todos, quizás le pueda dar a la gran G una idea donde pudiese encajar mejor este tipo de dispositivos. ¿Tendrán éxito esta vez?, veremos.

Imagen por defecto
Jose Antonio Alvarado

Ing. de Sistemas, adicto a la tecnología y gamer que no ha dejado nunca de lado la música y los deportes.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.