¿Cuánto vale hacerse un retrato por un artista de renombre? Mucho, pero al menos es posible si logramos juntar la pasta suficiente. Ahora, lo que sí es imposible es hacerse un retrato con uno de esos pintores clásicos que ya no están entre nosotros. Sin embargo, existe una web (AI Portraits) que nos permite convertir una selfie en un retrato clásico, con resultados asombrosos y totalmente gratis.

Últimamente están de modas las apps que utilizan nuestros rostros para hacerles modificaciones, la última era esa que nos añadía unas cuantas décadas y nos mostraba cómo sería nuestro yo del futuro. Afortunadamente la gente la ha ido olvidando, ahora comienza a tomar fuerza AI Portratis y su generación de retratos clásicos.

AI Portratis y su funcionamiento

AI Portraits ha sido desarrollada por el IBM Watson AI Lab del MIT, por lo que quedan de un lado las preocupaciones relacionadas con la privacidad. De hecho, resumen de esta forma su política de privacidad:

“Tus fotos son enviadas a nuestros servidores para generar retratos. No utilizaremos los datos de sus fotos para ningún otro propósito y los eliminaremos de inmediato”.

El servicio es muy fácil de usar, lo único que tienes que hacer es entrar a la web de AI Portratis y subir tu selfie. Automáticamente el servidor generará una obra de arte clásica basada en nuestro rostro y en el ambiente que nos rodea. Una red neuronal reconoce los retratos de las fotos subidas y otra genera los cuadros.

Los creadores de la herramienta recomiendan a los usuarios que, para tener una experiencia completa, prueben con selfies en distintas poses, con diferentes fondos, gestos y hasta con gafas. Además, recuerdan que como en los retratos clásicos nadie sonríe, AI Portraits tampoco genera imágenes riendo.

El éxito de la web es tan grande, que sus creadores han decidido tumbarla para acondicionarla a la cantidad masiva de visitas que están recibiendo.