hype

Hace unas cuantas semanas te presentamos un artículo en el que comentábamos cómo la globalización nos estaba obligando a incluir nuevas palabras a nuestro vocabulario. En esa oportunidad describimos detalladamente lo que representaba la palabra influencer, sus usos y sus abusos. Hoy, siguiendo esta línea, vamos a desarrollar el significado de hype.

Si eres amante de los videojuegos o las películas, y además visitas recurrentemente algún foro de estos temas, te debes haber topado unas cuantas veces con ésta palabra y es probable que ya tengas una idea difusa de lo que quiere decir, pero: ¿lo sabes con exactitud?

El significado de hype

Voy a dejarlo claro de una buena vez: el hype es una estrategia de marketing. Consiste en una publicidad excesiva que se le da a un producto antes de su lanzamiento para crear en los potenciales consumidores una imagen soñada de él.

La característica más importante es que esta publicidad desbordada nace de los mismos usuarios. Basta con que una desarrolladora reconocida anuncie que está trabajando en la secuela de uno de los juegos más laureados de la anterior generación, o que en dos años lanzarán el primer capítulo de la nueva temporada de una de las series más famosas de los últimos tiempos, para que los fanáticos comiencen a inundar las redes con mensajes, hashtags, memes, fotografías, videos y gifs.

Se crea entonces así un círculo de retroalimentación que no hace más que generar en los consumidores una marcada ansiedad. ¿Y cómo evitar esta ansiedad? Consiguiendo el producto lo antes posible, pre-ordenándolo meses antes de tan siquiera saber lo que obtendremos en realidad, o de conocer la trama que tendrá el nuevo videojuego.

Si bien el hype agrada mucho a las marcas, tiene su lado oscuro. Cuando el producto es finalmente lanzado y no cumple las altas expectativas que creó, entonces toda esa energía se convierte rápidamente en frustración y rabia.

Escapar de esta fiebre no es fácil. Aun cuando no seas un consumidor habitual de la marca, cuando uno de sus productos crea ansiedad en gran parte de la población, las redes se ven tan abrumadas con mensajes referentes a él que, así no lo quieras, vas a estar sometido a mucha, mucha publicidad.

Algunos ejemplos de hype en estado puro

Una de las marcas que mejor maneja la estrategia de crear hype entre sus consumidores es Apple. Año tras año vemos cómo se hacen colas interminables en las Apple stores desde mucho días antes de que sea puesto en venta el último iPhone que, para ser justos, no es tan diferente del anterior (aplíquese para cualquier iPhone). No obstante, los fanáticos de la manzana mordida no entienden de razones cuando se trata de calmar el hype.

El propio redactor de este artículo admite que fue víctima del hype desde unos 6 meses antes de que saliera al mercado Grand Theft Auto V. Eso sí, valió la pena cada condenado segundo.

¿Tú has sido víctima del hype? ¡Cuéntanos con cuál producto!