Philips BT3600, ¿qué tal el uso de un altavoz Bluetooth?

Hace ya unos meses probamos en The Groyne un altavoz Bluetooth, en concreto un modelo de Philips llamado BT1300, una de las opciones más compactas y ligeras del mercado, un buen dispositivo pero orientado a un uso muy concreto, acompañamiento del smartphone, aportando portabilidad y un sonido más alto y claro que el del propio móvil, pero que no tenía grandes «esperanzas» en ofrecer un sonido de máxima calidad. En ese momento, no nos planteamos las capacidades qué podía ofrecer un altavoz Bluetooth como «equipo de sonido», pero ahora al disponer de un modelo más grande de la misma marca –aunque tiene opciones de más tamaño– la realidad es qué nos preguntamos qué puede ofrecer un dispositivo así.

En este caso hablamos de un dispositivo de 430 gramos, pesado para llevar en un bolsillo, con una gran batería de Litio, que nos ofrece 10 horas de uso según el fabricante, y la posibilidad de conectar varios terminales –esto lo hace interesante, ya que podemos conectar un smartphones, una tablet y un portátil, por poner un ejemplo, en el mismo altavoz sin la necesidad de modificar y emparejar nada–. Estas funciones hacen del Philips BT3600 un dispositivo muy orientado al uso de «sobremesa», aunque no tiene una conexión a corriente estándar, y lo podemos mover, sí que parece que está muy pensado a otro uso bastante diferente al de Philips BT1300, y eso es lo que tenemos que medir. Si lo comparo con el portátil que tengo actualmente y con el que estoy escribiendo este artículo, un Toshiba con altavoces harman/kardon, la realidad es que el Philips BT3600 con su altavoz de 10 W suena mejor.

Philips BT3600

Si lo comparamos con un smartphone o tablet nos encontramos en el mismo punto, mucho mejor sonido por parte del altavoz Bluetooth de Philips, incluso en el caso de tener una tele con Bluetooth, puede, y digo puede porque no siempre será así, que algunos modelos de algunos fabricantes suenen «peor» o parecido, y desde más lejos, así que habrá que valorarlo, está claro que como acompañamiento al sonido de una tele, puede venir bien en según que casos. No es que existan muchas más situaciones en las que valorar este Philips BT3600, pero la realidad es que como complemento de sonido para casa, puede aportar detalles que para muchos usuarios sean interesantes, yo en este período de prueba, he usado bastante el móvil como reproductor de música, he usado el portátil pequeño para ver pelis en un monitor ya que ahora suena mejor gracias a este Philips BT3600 y hasta lo he usado para sustituir los altavoces fijos del sobremesa.

Imagen por defecto
Ruben Ulloa

Fundador de Arquitectura de Galicia y The Groyne, editor especializado en tecnología y análisis de producto. Colaborador en Xombit y Andro4all realizando análisis de producto. Dime de qué quieres saber y te haré un blog o un vídeo.

Un comentario

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.