Sigma Art 18-35 mm f/1.8, análisis con vídeo

Sigma Art 18-35 mm f/1.8

A veces te encuentras con productos de estos que es una maravilla probar, de los que sientes pena de que se marchen, y la verdad es que sientes que cuando se van, tú que eres un amante d ela tecnología, tu vida no podrá ser igual, bueno, tampoco tanto, pero ese es el sentimiento que quiero expresar para hablar de lo que sentí cuando el producto que voy a analizar hoy, Sigma Art 18-35 mm f/1.8 se fue de mi vida. Tristeza y pena, también porque se marchó su hermano mayor con él, y fue una pérdida grande y doble, así que intentaré alegrarme un poco, centrarme y hablar en este análisis con tranquilidad.

Hace tiempo que probamos el primer objetivo Sigma Art en The Groyne, y la verdad es que ya os hemos hablado de este modelo, y también de otros, y en todos tenemos la misma buena sensación, este Sigma Art 18-35 mm f/1.8 no es una excepción.

Sigma Art 18-35 mm f/1.8

Empezando por el diseño, muchas cosas y buenas podemos decir del Sigma Art 18-35 mm f/1.8, uno de los objetivos que más gustan a todos los que lo ven, a ver si me explico, los objetivos no siempre son bonitos, y este tampoco es que lo sea, pero su aspecto es muy bueno. Estamos hablando de un acabado mate, que la verdad es que se ve muy bien. No tiene nada que envidiar a las marcas “más conocidas”, de hecho, en materiales está por encima de muchos modelos de Canon y Nikon.

Por lo demás, todo muy bien, el botón de selección de enfoque bien situado, los diales generosos y cómodos. El objetivo viene con un buen parasol. También incluye una funda. Sin duda todo está muy pensado por parte de Sigma en esta gama Art y este Sigma Art 18-35 mm f/1.8 no podía ser una excepción. Las sensaciones que transmite a la mano son realmente muy buenas, y aquellos que estáis acostumbrados a objetivos Sigma de hace unos años, decir una cosa, esto no tiene mucho que ver a nivel de construcción y acabados con aquellos objetivos de hace unos 10/15 años, el paso al frente ha sido enorme por parte del fabricante japonés.

Sigma Art 18-35 mm f/1.8

Uno de los temas más conflictivos de algunos fabricantes es el enfoque, parece que es lo de menos en muchos casos, pero la realidad es que los fabricantes de las cámaras, y en especial Canon, parece que con algunos modelos y con sus cámaras directamente tienen un “algo especial” que es difícil de encontrar en otros, y en este Sigma Art 18-35 mm f/1.8 no lo tenemos, contamos con un enfoque HSM que funciona muy bien, bastante rápido y preciso, pero la realidad es que no es nada que no haya visto en otras marcas, pero tengo que reconocer, que no he perdido ninguna foto por el enfoque, y eso es algo muy a tener en cuenta.

Una de las cosas que a mí menos me gusta comentar en un análisis es el hardware de los elementos, a mí en realidad poco me importa cómo esté hecho si me aporta lo que yo busco y cubre las necesidades del usuario, pero en los objetivos, hay pequeños detalles que resultan interesantes, así que voy a comentar algunos, y os voy a dejar un enlace a la página oficial del fabricante para que podáis verlo todo. Lo primero comentar que este objetivo es un objetivo para cámaras APS-C, se puede usar en algunas Full Frame, pero no es su uso óptimo.

Sigma Art 18-35 mm f/1.8

A nivel de fabricación tenemos una lente formada por 17 elementos en 12 grupos, una auténtica barbaridad, con un diafragma en 9 palas curvas, una apertura máximas f/1.8 y una mínima f/16. Cuenta con cristales FLD de baja dispersión, SLD, también para baja dispersión y eliminación de aberraciones y Asféricos, para corregir posibles deformaciones. La verdad es que tenemos todo lo que podíamos esperar, y funciona todo de maravilla, no hemos visto problemas de ningún tipo en esos niveles, casi nada de cromatistmos y muy controlada la refracción.

Otro de los detalles a valorar es la deformación de la lente y los problemas de viñeteado. En este caso, la deformación existe, es algo abierta en 18 mm, pero en general el Sigma Art 18-35 mm f/1.8 se comporta muy bien, son pequeños detalles que se pueden corregir con software de una manera muy sencilla, y al ser tan pequeños, no tenemos pérdida de calidad. El viñeteo es evidente hasta f/2.8 pero no es excesivamente grave en ninguna focal.

Sigma Art 18-35 mm f/1.8

Y ahora viene el gran punto de este Sigma Art 18-35 mm f/1.8, la calidad de imagen es una auténtica pasada, la realidad es que tenemos una nitidez que está al alcance de pocos modelos de objetivos tipo zoom del mercado, y más en angular, que parece que es complicado conseguir no tener problemas en las esquinas. En este caso la calidad es muy equilibrada y muy buena en casi todas las situaciones. El punto diferencial es que desde ya f/1.8 la calidad es buena, y prácticamente desde f/2.2 es una auténtica pasada, podemos usar un zoom angular con esa capacidad es una auténtica maravilla.

Sin duda uno de los objetivos que más gusta a los profesionales, no solo de la fotografía, sino también del vídeo, por una razón muy evidente, gran apertura, buena calidad desde focales más extremas, 18-35 mm, y un buen bokeh, muchos “youtubers” escogen este objetivo incluso con cámaras de más de 20.000 dólares.

Conclusiones Sigma Art 18-35 mm f/1.8

Sin duda el Sigma Art 18-35 mm f/1.8 es uno de los objetivos más interesantes para aquellos que buscan una grandísima calidad con una cámara de sensor recortado. Una muy buena opción para cámaras APS-C, y una opción muy interesante para aquellos que quieren una calidad de vídeo excelente en muchas situaciones diferentes.

Solo podemos encontrar dos puntos “negativos”, si es que se pueden llamar negativos, uno es la concepción del objetivo, es para cámaras APS-C, y Sigma tiene otras opciones para Full Frame –aunque quizás no funcionan tan bien, ni tienen tanto recorrido–, y el otro es el precio, algo elevado, pero acorde con el mercado, menos de 800 euros.

Sigma Art 18-35 mm f/1.8

Sigma Art 18-35 mm f/1.8

Sigma Art 18-35 mm f/1.8
8.2

Diseño

8.5/10

Calidad de imagen

8.5/10

Enfoque

8.0/10

Ergonomía

8.5/10

Precio

7.5/10

Pros

  • La calidad de imagen es excelente, desde f/1.8 muy buena y desde f/2.2 no tiene rival en esto de ser zoom
  • La construcción del objetivo está a un grandísimo nivel, de las mejores opciones del mercado toda la gama Sigma Art

Cons

  • El precio puede ser algo alto para algunos usuarios que buscan soluciones más baratas para cámaras con factor de recorte
  • Puede que el peso sea algo superior al ideal, en especial con las cámaras más pequeñas, aunque no es grave, se nota en algunos momentos

*

Top

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies