Razer Kraken Xbox One, análisis

Hace unos días os enseñábamos el Wildcat, el gamepad de Razer compatible tanto con PC como con Xbox One. Hoy os traemos a su compañero perfecto de faena, los auriculares Razer Kraken Xbox One que, si bien son compatibles con cualquier dispositivo de entrada minijack, están especialmente diseñados para la consola de Microsoft.

¿Queréis ver que nos ofrecen estos auriculares de Razer? Vamos a darle un pequeño repaso.

Diseño, los Kraken Xbox One siguen la estela

El diseño de estos Razer Kraken Xbox One sigue una linea similar a toda la gama Kraken. A simple vista no veríamos muchas diferencias con los Kraken Chroma que hemos probado hace unas semanas, pero si nos detenemos un poco a fijarnos en detalles pronto empezamos a encontrarlas.

Detalles como la inscripción de la diadema, que en lugar de ser un serigrafiado en color pasa a ser un relieve más discreto, el logo exterior de las orejeras que no tiene iluminación o la forma de recoger el micro plegándolo hacia arriba en lugar de introducirlo dentro de la orejera, son los cambios más significativos en el cuerpo de los auriculares si los comparamos con los Razer Chroma.

Otro detalle que cambia, y que los hace más similares a los Kraken Pro que a los Chroma, es el cable de conexión. Esta vez no tenemos un cable de fibra trenzada, tenemos un cable de acabado plástico en color verde y con una conexión mini jack.

Además de los auriculares, vendrá incluido un adaptador para conectarlo a nuestro mando de Xbox One, el cual nos permite acceder rápidamente a los controles multimedia. No tendremos que interrumpir nuestras partidas para ajustar el volumen del juego o del chat, o simplemente silenciar el micro. Un accesorio muy cómodo para los que nos gusta utilizar el chat de voz.

Rendimiento y uso

La conexión minijack de los Kraken Xbox One nos permite utilizarlos prácticamente en cualquier dispositivo. Eso sí, la presencia del micro orienta, al menos estéticamente, su uso hacia un entorno gamer.

Para facilitar todavía más esta conectividad de la que hablamos, vendrá incluido un cable que, además de alargar el cable de conexión, nos permite enchufar por separado el audio y el micro.

Con respecto a la experiencia de uso podremos decir algo muy similar a lo que decíamos con los Kraken Chroma. Estamos ante un headset ligero, de unos 240 gramos de peso, con lo que podremos someternos a largas sesiones de juego sin que el peso nos incomode. Donde si podemos notar cierta molestia es en el tamaño y la presión de las orejeras. Si estamos acostumbrados a unos auriculares de diadema supraaurales, puede que no sintamos esta incomodidad, pero si somos más de auriculares circumaurales (los que cubren completamente la oreja) puede que notemos alguna molestia en sesiones largas de juego.

Fijándonos en los números tenemos un rango de frecuencia de 20 – 20 000 Hz; una impedancia de 32 Ω a 1 kHz; sensibilidad (@1 kHz, 1 V/Pa): 110 ± 4 dB a 1 kHz Máx; potencia de entrada de 50 mW a 1,52 V; y unos diafragmas de 40mm con imanes de neodimio.

En cuanto al micro unidireccional tendremos frecuencias de 100 a 10000 Hz; una relación señal/ruido de 50dB, y una sensibilidad (@1 kHz, 1 V/Pa): -40 ± 3dB.

La calidad de sonido resultante será muy buena tanto en agudos como en graves, pero, como suele pasar en auriculares con orientación gamer, flojean algo más en los medios. Por eso los recomendamos menos para música o películas, y los orientamos más a su uso original.

Hablando del micro tenemos que decir que la captación es clara, quizás demasiado, y puede que tengamos que tocar los parámetros de sensibilidad o alejar un poco el micro de la boca para evitar que se nos cuelen sonidos de respiración o demás ruidos molestos.

Estos Razer Kraken Xbox One no poseen un software específico, pero podremos potenciar su uso en pc a través de Razer Surround. Un software que nos permite transformar cualquier auricular stereo en 7.1 virtual y que conseguirá exprimir al máximo la capacidad de nuestros Kraken.

Como resumen podríamos decir que estamos ante unos auriculares con un diseño compacto y atractivo, quizás me habría gustado más algún otro sistema de recogida del micro, y que por su ligereza resulta cómodo de utilizar para aquellos acostumbrados a auriculares supraaurales. La calidad de audio es buena, sobre todo nos han gustado mucho los graves, y la grabación del micro es clara.

También destacar el hecho de que su conexión minijack lo haga compatible con muchos dispositivos, ya que ayuda a compensar la inversión el poder utilizarlo más allá de la consola.

¿Qué os parecen estos Kraken Xbox One? ¿Habéis podido probarlos? Nos gustaría saber vuestras opiniones acerca de estos u otros auriculares que utilicéis para vuestras consolas.

Razer Kraken Xbox One

Razer Kraken Xbox One
7.7

Diseño

8/10

    Comodidad de uso

    7/10

      Calidad de audio

      8/10

        Calidad micro

        8/10

          Relación calidad precio

          9/10

            Pros

            • La calidad de sonido general es muy buena, sobre todo el refuerzo de graves
            • Compatibilidad con multitud de dispositivos
            • Relación calidad precio competitiva en su sector
            • Incluir el accesorio para el mando es un puntazo

            Cons

            • El sistema de plegado del micro no me acaba de convencer
            • Me gusta más el cable trenzado que utilizan otros dispossitivos de la marca

            *

            Top

            Uso de cookies

            Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

            CERRAR